Manga: Manga: Reseña de "Yona Princesa del Amanecer" vol. 12, 13 y 14 de Mizuho Kusanagi - Norma Editorial


Hoy os traemos la reseña de los tomo 12, 13 y 14 de Yona Princesa del Amanecer o Akatsuki no Yona 暁のヨナ.

Yona Princesa del Amanecer vol. 12, 13 y 14 de Mizuho KusanagiYona Princesa del Amanecer vol. 12, 13 y 14 de Mizuho KusanagiYona Princesa del Amanecer vol. 12, 13 y 14 de Mizuho Kusanagi

Yona Princesa del Amanecer es un manga escrito por Mizuho Kusanagi, mangaka conocida también por otros de sus mangas tales como Mugen Spiral o Yoiko no Kokoroe.

Yona princesa del amanecer trata de la historia de la princesa del reino de Kôka, Yona. Hija única y criada bajo los atentos cuidados de su padre, el rey, y de su escolta Hak, el día de su aniversario su destino cambia por completo.

Después de haber impresionado con su baile a todo el poblado, Yona se retira a descansar del festival. Uno de los jefes del poblado, le ofrece a Yoon, tal y como había prometido, las semillas de Iza. El grupo está increíblemente contento con su hazaña, pues utilizarán estas semillas para ayudar los pueblos del clan del fuego que sufren la pobreza más extrema y las cuales poseen suelos bastante infantiles para cualquier tipo de cosecha. La planta de Iza crece en terrenos áridos y fríos y aguanta climas extremos, lo que solucionaría mucho el gran problema de la población de estos pueblos; el hambre.

Antes de abandonar el pueblo, Yona y sus compañeros observan cómo un grupo de soldados del clan del fuego se han adentrado en el territorio de Kai, fuera de las fronteras de Kouka. Parece ser que este hecho se ha convertido en algo bastante habitual, y nadie en el pueblo se sorprende. 

Parece ser que el líder del clan del Fuego, Soo-Jin, se reúne con uno de los líderes del imperio de Kai, en la provincia de Sen. Su nombre es Li Hazara. Ambos planean en secreto un ataque sorpresa a Soo-Woon. Mientras que Soo Jin lo hace por obsesión, Li Hazara lo ve como una oportunidad para atacar el país vecino. El líder del clan del fuego, padre de Kyoga y Tae-Joon, posee una terrible obsesión con el mito de Hiryuu. Está seguro de que él es la reencarnación de Hiryuu y que la sangre que corre por las venas del clan del fuego es descendencia directa de este. 

Yona Princesa del Amanecer vol. 12, 13 y 14 de Mizuho Kusanagi
Soo-Jin planea el ataque secreto para conseguir el trono de Kouka sin contar con sus hijos, los cuales desconocen totalmente la situación. No obstante, regresa a su palacio y avisa a Kyoga, su hijo, que protega el palacio a toda costa. Tanto el líder del clan del fuego como Hazara, fingen un falso ataque entre ellos, para distraer al imperio. Yona y sus compañeros ven la “falsa” pelea desde la distancia, y rápidamente se dan cuenta de las verdaderas intenciones de ambos líderes, invadir el castillo de Hiryuu y acabar con Soo-Woon. Para Yona es algo impensable, pues aunque su primo le ha arrebatado a su padre su casa y su vida como princesa, esta no duda en salir a batallar para que el castillo no caiga en manos enemigas. 

No obstante, Soo-Woon no se ha quedado de brazos cruzados. No solamente había intuido la maniobra de Soo-Jin, sino que a su vez había preparado a su ejército y había pedido el apoyo y ayuda de uno de sus clanes, el de Geun-Tae. 

Por lo que llegados a este punto, cuando el clan del fuego y el ejército del imperio de Sen llegan a Kouka, Soo-Jin los está esperando con su ejercito. Ninguno de los dos líderes se esperaba esa maniobra, y aunque perdían en número de soldados y en fuerza, deciden pelear. Es una batalla feroz pero poco balanceada, está clara la victoria del emperador.
Mientras la encarnada batalla transcurre, Yona y sus compañeros llegan para pelear.

Yona Princesa del Amanecer vol. 12, 13 y 14 de Mizuho Kusanagi
Al final del tomo 12 y antes de que aparezcan en plena batalla nuestra protagonista, contamos con un capítulo extra especial. Este capítulo nos desvela un poco más la vida de Kija. Todos los muchachos van a visitar unas aguas termales. Mientras que Yona disfruta sola del baño, los chicos deben compartir onzen, como es habitual en Japón y otros países asiáticos. Kija se niega a enseñar su cuerpo, y todos los dragones y Hak quedan muy extrañados.

Es entonces cuando podemos indagar en la historia de su pasado: cuando Kija era pequeño, su padre lo atacó con la garra del dragón y le dejó varias cicatrices de un tamaño considerable en la espalda. A pesar de haber pasado los años y ser un joven, las cicatrices no desaparecen. 

Cuando un dragón nuevo nace, el anterior dragón pierde sus poderes y su fuerza, y bien acaba convertiéndose en un “inútil”, es decir una persona normal y corriente, o bien acaba muriendo (no podemos olvidar la desgarradora historia de Shin-Ah). Por lo que nada más nacer Kija, su predecesor entró en cólera y lo atacó. Jae-Ha, quien siempre se había burlado de Kija y metido con él por su devoción por la princesa, le pide disculpas. Todos los dragones han tenido una vida complicada y son merecedores de la marca, sin excepciones. 

Yona Princesa del Amanecer vol. 12, 13 y 14 de Mizuho Kusanagi
Pero volvemos al tomo 13.



La guerra está empezara y nos encontramos en plena batalla. Yona aparece con Hak y los dragones. 

A pesar de una clara derrota para el clan del fuego y el imperio de Kai, la terquedad de Soo-Jin hace que se niegue a perder o a abandonar, sigue peleando hasta el final. Cuando ya no hay más esperanzas de victoria, la propia terquedad y cabezonería del líder del clan del fuego termina con su vida. Es un propio soldado de su ejército quien decide ensartarlo por la espalda, visto la locura de su líder y la nula necesidad de seguir peleando. Muerto Soo-Jin el ejercito de Sen se retira y vuelve a su imperio. 

Antes de morir el emperador, Yona y sus amigos combaten para ayudar a Soo-Woon (o más bien para proteger SU reino), no obstante deciden mantener el anonimato total y no toparse ni con Soo-Woon ni con nadie conocido. Por desgracia esto no es del todo posible, y acaba mostrándose antes Soo-Jin. El general se sorprende de verla con vida, y aunque al principio no dice nada, Yona le dedica unas duras palabras: “No  seas tan engreído, no tienes madera de rey”. Tras estas palabras, Soo-Jin enloquece y la manda a matar. Como es de esperar, no lo consigue, porque como ya hemos comentado, éste acaba pereciendo en combate. 

Yona Princesa del Amanecer vol. 12, 13 y 14 de Mizuho Kusanagi

Yona no es reconocida únicamente por Soo-Jin, sino que el halcón que posee Soo-Woon también la reconoce y vuela por encima de su cabeza hasta Soo-Woon. Esto hace que sus miradas se encuentren, ambas llenas de sorpresa e incredulidad.  Sin embargo, Soo-Woon no dirá ni una palabra a los demás sobre Yona, ya que hasta ahora sigue manteniendo el secreto en la corte, la mayoría cree que está muerta.

Yona Princesa del Amanecer vol. 12, 13 y 14 de Mizuho Kusanagi
Tras la corta batalla (de apenas un día), y con la victoria aplastante de Soo-Woon, este decide visitar a sus hijos, especialmente al mayor, Kyoga, a quien le pide (más que nada obliga) a ser el nuevo líder del clan del fuego. El muchacho, incrédulo, no sabe como mirar a Soo-Woon a la cara, ya que opina que merece morir ya que su padre había cometido traición. A pesar de no tener nada que ver y de desconocer las verdaderas intenciones de su padre, en aquella época lo más normal era condenar a toda la familia. No está demás decir que Soo-Woon ya ha demostrado en innumerables ocasiones ser un estupendo estratega, por lo que conociendo los puntos fuertes y débiles del joven muchacho decide nombrarlo líder de todas maneras. 


Más tarde deciden visitar al hermano más joven, Tae-Joon, a quien ya conocemos por ser el enamorado empedernido de Yona y estar ahora trabajando en el pueblo ayudando a la gente con sus penurias. El muchacho seguía sin saber absolutamente nada, hasta que llega su hermano y el emperador con noticias. Su hermano también desconocía totalmente la situación de algunos de los pueblos del clan del fuego, y más aún se sorprende al ver a su hermano tratar con plebeyos, gente mayor y enferma. En cambio, Soo-Woon no está tan sorprendido. 

Justo en el momento en que Soo-Woon está hablando con Tae-Joon, llega un mensajero de Yona con las semillas de Iza, y Soo-Woon se da cuenta de que ha sido ella quien ha ablandado el corazón de Tae-Joon y quien está ayudando el país desde las sombras. Se entera de lo de las semillas de Iza, y decide no quedarse atrás y hacer algo él también. 

Yona Princesa del Amanecer vol. 12, 13 y 14 de Mizuho Kusanagi
Decidido, el joven emperador se dirige a ver a su enemigo en el impersio de Sen, para pedirle que le muestre lealtad, firmar un tratado de paz, y además quedarse con el último poblado en la frontera (justo donde Yona estuvo bailando para conseguir las semillas de Iza). Obviamente esto lo hace por estrategia. Cuando le preguntan porque ha sido “tan flojo” para imponer sus exigencias y sus castigos, él alude a que si pone demasiadas exigencias, este no las cumpliría y se acabaría rebelando e intentando otra guerra. Pero al firmar nada más que un tratado y regalar un pueblo pobre “fronterizo” no pierde tanto. Este pequeño pueblo es de valor incalculable para Kouka, puesto que al poseer las semillas de una planta que podría dar de comer a muchísima gente es de vital interés (obviamente el líder de la región de Sen ni lo llega a pensar). 


Mientras tanto, Yona, bastante tocada y apenada por haber visto a su halcón, deciden dirigirse a una nueva ciudad, la que está dominada por el clan del agua. Yoon los manda a ir a trabajar dentro de la ciudad, el objetivo es vender plantas medicinales para recaudar dinero y que el grupo pueda comer y dormir en condiciones. Este cometido se logra sin esfuerzo, ya que con los apuestos dragones y Hak, enseguida reciben muchos clientes. Con algo del dinero de sobra, Hak se lleva a Yona a dar un paseo y comprar algo, y acaba apostando por ella en un concurso de tiro con arco. Todos los habitantes del pueblo que pasaban por ahí en ese momento se mofaron o veían imposible que Yona pudiera disparar el arco (y mucho menos atinar en el centro). No queda de más decir que era obvio que Yona lo conseguiría, esta se ha convertido en una talentosa arquera. De esta manera, Hak gana un dinero extra, y Yona ve sonreír a Hak por primera vez en mucho tiempo. Así es como Yona vuelve a fijarse en Hak después de unos duros días de batalla, y parece que por fin algo de romance puede ocurrir entre ellos (¿o quizá es demasiado pronto?).

El tomo 13 termina con otro capítulo extra; cómo Gun-Tae conoció a Hak. Se conocieron en un combate, cuando Hak era pequeño, y Geun-Tae se creía invencible en cierta manera. Tras la paliza de Hak, Geun-Tae queda tan impresionado que lo compara con una bestia del trueno (y de ahí nació el apodo de Hak). Intenta pedirle a Mundeok que le regale el niño, el cual obviamente rechaza. 

El tomo 14 empieza con una presentación del clan del agua: esta región costera es próspera gracias a su intercambio de vienes y a su auge como destino turístico. Se dice que la gente de estos lugares es tranquila como el agua que ondea y detesta conflictos. Y así es el líder de estas tierras. 

Yona Princesa del Amanecer vol. 12, 13 y 14 de Mizuho Kusanagi
En su primera noche, nuestro grupo de héroes llega a una posada. Jae-Ha decide irse de paseo y acaba en una casa de compañía, dónde no queda muy claro con qué motivo decide tomar una droga de manera voluntaria. Las chicas le administraron droga en la bebida, y aunque él sabe que es, decide tomarla igual. El resultado es terrible, el muchacho empieza a tener alucinaciones al salir de la posada y acaba perdiendo el conocimiento en mitad de la calle. Yona y el resto del grupo lo encuentran tendido en el suelo un rato después, pero este está débil y terminan llevándolo a rastras hasta la posada y dejándolo descansar. (no sin antes ponerse muy enfermo con vómitos).


Los chicos deciden salir a investigar más sobre el asunto, pero se niegan a que Jae-Ha los acompañe, pues está débil y podría ser peligroso para él. Se ven obligados incluso a atarlo, y Shin-Ah se queda a cargo de su cuidado y supervisión por orden de Yona. 

Yona Princesa del Amanecer vol. 12, 13 y 14 de Mizuho Kusanagi
Yona sale a visitar la ciudad y se encuentra un cadáver en el canal. Parece ser que a nadie le sorprende o le importa, lo cual impacta bastante al grupo. Algo extraño pasa en la ciudad. 

Después de haber visto a algún loco por la calle, una señora mayor les dice que se marchen de la ciudad lo antes posible, pues no es un lugar seguro. La ciudad está acechada por las drogas, por lo que es muy común ver a gente muy agresiva o cadáveres en medio de la calle. 

Yona decide poner solución al asunto, pero en ese momento aparece Jae-Ha (quien ha logrado escapar de sus ataduras y Shin-Ah ha sido incapaz de detenerlo) y le pide que se fuera. Yona se niega, pues sabe perfectamente que la droga afecta a la ciudad, pero que puede propagarse por toda Kouka y causar el caos, por lo que quiere acabar con el problema de raíz.  Así que deciden investigar todos juntos.

Mientras tanto, una muchacha llamada Lili, nada más y nada menso que la hija del clan del agua, tampoco quiere quedarse de brazos cruzados y anda buscando los traficantes y a los responsables de la introducción de la droga en su territorio. 

Yona Princesa del Amanecer vol. 12, 13 y 14 de Mizuho Kusanagi
Esta piensa que ha sido Yona y su grupo, ya que han aparecido en la ciudad y son realmente sospechosos, así que los persigue durante un tiempo. Un día decide ir a una posada (siguiendo el rastro de Yona), y acaba en un altercado. Yona se hace pasar por bailarina (como cebo) para descubrir más acerca de la droga, pero ambas acaban siendo atacadas por drogadictos. 

Yona es golpeada mientras intentaba salvar a Lili, lo cual hace que ella deje de sospechar y se gane su confianza al instante. Aunque es de la realeza, al no haber visto nunca a la princesa, no la reconoce, aunque le hace gracia y le parece muy hipócrita que la llamen princesa y Yona (se inventan una excusa para tapar su identidad). No obstante, Lili tiene dos sirvientes y guardaespaldas, y una de ellas parece reconocer a Hak en cierta manera (realmente le suena de haberlo visto en algún lado, pero no sabe dónde. A su vez, Hak tiene la misma sensación). 

Yona Princesa del Amanecer vol. 12, 13 y 14 de Mizuho KusanagiTras este pequeño incidente, Lili quiere acercarse a la princesa con cualquier excusa, con la intentción principal de unirse al grupo y descubrir quién está introduciendo la droga. Los dragones y Hak deciden volver a la posada de Jae-Ha para sonsacar información, y por suerte, Hak lo consigue rápidamente. La droga la está introduciendo Hee-Yeo, un señor de 35 años que casi casi parece un niño y tiene una cicatriz muy grande en su frente (¿¿ un Harry Potter asiático??). 

Especialmente las muchachas deciden ponerse manos a la obra y llegar a Hee-Yeo, y en una emboscada medio de improvisado Tetra (una de las sirvientas de Lili) acaba ensartada por el temible contrabandista. Yona y Lili intentarán defenderse, pero no consiguen gran cosa (están solas sin los chicos), y Yona vuelve a acabar herida (está vez herida por una espada) por defender nuevamente a Lili. ¿Dónde se encontrarán Hak y los demás? Tendremos que esperar hasta el tomo 15 para descubrirlo. 

¡Nos vemos en la siguiente reseña!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...