Manga: Reseña de "SEVEN DEADLY SINS" vol. 26 de Suzuki Nakaba - Norma Editorial

Este mes de febrero Norma Editorial lanzaba el tomo 26 de uno de los shonen más populares del momento: SEVEN DEADLY SINS (Nanatsu no Taizai 七つの大罪) obra original de Suzuki Nakaba (鈴木央).

Reseña de "SEVEN DEADLY SINS" vol. 26 de Suzuki Nakaba - Norma Editorial

Este manga de fantasía heróica, aventuras y humor empezó a serializarse en la revista japonesa Weekly Shōnen Magazine en octubre de 2012, teniendo hasta la fecha recopilados 33 volúmenes. Además, cuenta con una adaptación a serie de anime que empezaba el 5 de octubre de 2014 a emitirse en Japón de la mano de A-1 Pictures, y que ya se encuentra en su segunda temporada.

El tomo en una edición idéntica a la japonesa de 192 páginas, con la clásica sobrecubierta con solapas de 11,5 x 17,5 cm.

Hace diez años, la orden de caballería Seven Deadly Sins fue acusada de traición por intentar derrocar al rey de Britania. Los caballeros sagrados lograron derrotarles, y desde entonces estos peligrosos malhechores desaparecieron del reino. Pero quizá esa no es la verdad.
Meliodas, un descarado muchacho que sirve buena cerveza y comida malísima resulta ser el capitán de los Seven Deadly Sins, y en compañía de la princesa Elizabeth comienzan su búsqueda de sus otros compañeros para salvar al reino de su auténtico enemigo... Los Caballeros Sagrados.

SEVEN DEADLY SINS
Reseña de "SEVEN DEADLY SINS" vol. 26 de Suzuki Nakaba - Norma Editorial
SEVEN DEADLY SINS vol. 26
En el anterior volumen veíamos como tanto Diane como King hacían frente a Gloxinia y Drole, dos de los Diez Mandamientos que ya cayeron anteriormente frente a Meliodas, quienes en esta ocasión mostrándose mucho más amigables los enviaban al remoto pasado, encarnandoles en sus cuerpos durante la Gran Guerra de hace 3.000 años.

Encarnados en los cuerpos de sus enemigos, Diane y King acompañaban a un Meliodas y a una Elizabeth que ellos no conocían, descubriendo lo ocurrido hace tres milenios y por lo tanto, desvelando toda una serie de misterios que hasta ahora habían permanecido en la sombra.

Arrojados a esta era para revivir los sucesos que le dieron fin, nuestros dos compañeros no tardan en darse cuenta que ningún bando se salva de culpa, incluyendo demonios, dioses, gigantes hadas y humanos.

Con el fin de detener a las diosas y a su pérfido plan de exterminación, los dos Diez Mandamientos Derieri y Monspeet sacrifican seis de sus siete corazones para convertirse en sus formas más poderosas (sin retorno): Induras, la encarnación de la Destrucción

Reseña de "SEVEN DEADLY SINS" vol. 26 de Suzuki Nakaba - Norma Editorial

Reseña de "SEVEN DEADLY SINS" vol. 26 de Suzuki Nakaba - Norma Editorial
Teniendo a Ludociel contra las cuerdas, finalmente es Elisabeth quién se incorpora a la batalla con un plan muy diferente; el de salvar a sus enemigos para dar por finalizada la guerra.

Por desgracia para ella, mientras la batalla entre arcángeles y Induras tiene lugar, el plan de Gowther continúa adelante, transformando la puerta Luz de Gracia en al del Mundo de los Demonios... pero incluso esto es un engaño, ya que esta transformación esta destinada a abrir la cárcel del Mundo de los Demonios, permitiendo así que un invitado inesperado entre a este mundo: El auténtico Gowther, que hasta ahora había utilizado a su muñeco para poder moverse en el mundo.

Planes dentro de planes llevan a la liberación de un ser del que realmente no sabemos nada, que a su vez libera al "muñeco" dándole su propia voluntad para que se mueva por si mismo en el mundo.

Esto nos lanza a un nuevo flashback lejos de la situación vivida en el mundo de los demonios, dónde se muestra el despertar de este Gowther muñeco.

Reseña de "SEVEN DEADLY SINS" vol. 26 de Suzuki Nakaba - Norma Editorial
Y así conocemos el verdadero pasado del Gowther que todos conocemos, el muñeco creado por el auténtico poseedor de ese nombre, que tras despertar en un mundo que no conoce y siendo un ser totalmente inocente a nivel sentimental, conocería a una princesa que le robaría el corazón.

Su historia, probablemente una de las más trágicas que hemos visto hasta ahora en la saga, nos explica por completo el terrible pasado al que se vio sujeto este Seven Deadly Sins, repleto no solo de amor, si no también de decepción, angustia, traición y tristeza.

Con este flashback tan peculiar, Suzuki Nakaba continúa con un tomo que es un comienzo de lo que parecen serán toda una serie de revelaciones que nos dejarán alucinados...

¡No podemos esperar al tomo 27!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...