Manga: Reseña de "SEVEN DEADLY SINS" vol. 24 de Suzuki Nakaba - Norma Editorial

Este mes de octubre Norma Editorial lanzaba el tomo 24 de uno de los shonen más populares del momento: SEVEN DEADLY SINS (Nanatsu no Taizai 七つの大罪) obra original de Suzuki Nakaba (鈴木央).

Reseña de "SEVEN DEADLY SINS" vol. 24 de Suzuki Nakaba - Norma Editorial

Este manga de fantasía heróica, aventuras y humor empezó a serializarse en la revista japonesa Weekly Shōnen Magazine en octubre de 2012, teniendo hasta la fecha recopilados 33 volúmenes. Además, cuenta con una adaptación a serie de anime que empezaba el 5 de octubre de 2014 a emitirse en Japón de la mano de A-1 Pictures, y que ya se encuentra en su segunda temporada.

El tomo en una edición idéntica a la japonesa de 192 páginas, con la clásica sobrecubierta con solapas de 11,5 x 17,5 cm.

Hace diez años, la orden de caballería Seven Deadly Sins fue acusada de traición por intentar derrocar al rey de Britania. Los caballeros sagrados lograron derrotarles, y desde entonces estos peligrosos malhechores desaparecieron del reino. Pero quizá esa no es la verdad.
Meliodas, un descarado muchacho que sirve buena cerveza y comida malísima resulta ser el capitán de los Seven Deadly Sins, y en compañía de la princesa Elizabeth comienzan su búsqueda de sus otros compañeros para salvar al reino de su auténtico enemigo... Los Caballeros Sagrados.

SEVEN DEADLY SINS
Reseña de "SEVEN DEADLY SINS" vol. 24 de Suzuki Nakaba - Norma Editorial
El contraataque de Meliodas.
Tras la masacre que sufrió Liones y los Seven Deadly Sins a manos de los Diez Mandamientos, nos encontramos ante un volumen de lo más satisfactorio a todos los niveles.

La primera gran sorpresa es la resurrección de Meliodas, que regresa al lado de Elizabeth para salvarla de Derieri y Moonspet, quienes la habían puesto contra laas cuerdas a ella y a Zaratras. Y menudo regreso.

La vuelta del capitán es cuanto menos espectacular, con un poder abismal que lo diferencia y mucho de su yo anterior, empezando a mostrar poco a poco la fuerza del verdadero Meliodas. Prácticamente lo que presenciamos es una paliza bastante unilateral de la que los dos miembros de los Diez Mandamientos salen bastante escaldados, quedando de esta manera totalmente a salvo nuestra querida princesa, quién al fin está en brazos de su amado héroe.

Una reunión que además, da para dojinshi, ofreciéndonos una de las viñetas más bonitas hasta la fecha. Eliodas, Go!

Reseña de "SEVEN DEADLY SINS" vol. 24 de Suzuki Nakaba - Norma Editorial

Reseña de "SEVEN DEADLY SINS" vol. 24 de Suzuki Nakaba - Norma Editorial
Nuestra atención cambia entonces a Liones, dónde vemos los sucesos que acontecen antes de la llegada de Meliodas. Con la ciudad totalmente asediada por los Diez Mandamientos, algunos miembros de los Seven Deadly Sins y de los Caballeros Sagrados continúan intentando aguantar el envite del enemigo... hasta que finalmente parecen realmente derrotados a manos del Décimo Mandamiento Fraudrin.

Fraudrin es el verdadero enemigo en este volumen, cuya batalla veremos protagonizar prácticamente la totalidad de las páginas por desgracia para su persona.

Su primer problema será la llegada de Merlín, que totalmente recuperar realizará una serie de revelaciones sobre su persona antes de demostrar lo inmensamente poderosa que es su magia.

Y por si esto fuera poco, la llegada de Meliodas al campo de batalla no se demora demasiado...

Reseña de "SEVEN DEADLY SINS" vol. 24 de Suzuki Nakaba - Norma Editorial

Reseña de "SEVEN DEADLY SINS" vol. 24 de Suzuki Nakaba - Norma Editorial
Uno de los aspectos más importantes de este volumen no son las luchas de por si, que son absolutamente impresionantes, si no el cambio que podemos ver en el personaje de Meliodas.

Como descubríamos en el volumen anterior, su maldición le obliga a resucitar una y otra vez perdiendo sus sentimientos por el camino, lo que le dota de una actitud bastante más agresiva y fría de la que nos tenía acostumbrados.

Este cambio lo remarcan no solo Zaratras, si no Ban, quién claramente es su mejor amigo entre los Seven Deadly Sins y a quién le vemos preocuparse claramente por él al ver como extermina a sus enemigos sin un ápice de piedad.

Con un buen montón de revelaciones y, sin lugar a dudas, con el final de un arco argumental, Suzuki Nakaba nos presenta un tomo que es tanto un final como un comienzo...

¡No podemos esperar al tomo 25!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...