Cómic: Reseña de "Harley Quinn: La Última Carcajada del Joker" de Amanda Conner y Jimmy Palmiotti - ECC Ediciones

Harley Quinn: La Última Carcajada del Joker
Aquí estamos de nuevo con una nueva reseña comiquera de uno de esos cómics de nuestra loca favorita, la señorita Harley Quinn, la doctora y paciente más famosa de Arkham, quien cuenta hasta con película propia.

En esta ocasión ECC Ediciones nos trae un quinto volumen de Harley en cartoné, englobando en su interior los capítulos del #22 al #25 USA, además del especial Harley Quinn: Be Careful What You Wish For (Loot Crate).

La edición como siempre vuelve a ser en un precioso cartoné de 144 páginas a color, como siempre ha sido realizado por Amanda Conner y su marido Jimmy Palmiotti, siendo la primera autora de la serie regular de Power Girl.

En cuanto al arte encontramos a Chad Hardin, quién nos ofrece este encuentro y enfrentamiento definitivo entre nuestra adorada chalada y el ex-novio más peligroso del plantea: ¡El Joker!

Harley Quinn: La Última Carcajada del Joker

Harley Quinn: La Última Carcajada del Joker
Harley Quinn: La Última Carcajada del Joker
En esta ocasión nuestra querida y a lo largo de este volumen Harley tendrá que enfrentarse al siguiente y más complicado a nivel emocional. Parece que el pobre Mason está siendo intimidado, apaleado y ultrajado en la cárcel tanto por presos como por guardias, llegando a temer incluso por su propia vida, algo que Harley no puede permitir que suceda así que va en su ayuda por todos los medios que ve capaces.

El primer intento es el método legal, hacer un trato con el alcalde quien cree que está llevando esto a cabo, lástima que no sea el quien esté mandando a los matones. Así que pasamos al plan B. Ir a la cárcel, matarlos a todos y salvar al muchacho. Bueno, la primera parte está bien e incluso la segunda, pero Mason está gravemente herido y no puede llevárselo o morirá por el camino así que la única opción es dejarlo en la cárcel y espera que lo cambien de penitenciaria. Por suerte esto no tarda en suceder, lástima que donde se lo lleven sea a Gotham, o peor, a Arkham.

Ahora Harley sí que tendrá que salvar a Mason de ese lugar y afrontar así algunos de los problemas que dejó sin resolver.

Harley Quinn: La Última Carcajada del Joker

Harley Quinn: La Última Carcajada del JokerTras la tremenda noticia que Madame Macabre, su tal vez futura suegra le da a Harley se le hace un nudo en el corazón y en el estómago. A Mason, su noviete, le trasladan a Arkham, donde podrá codearse con lo peor de lo peor, nada que Harley no conozca pero que desde luego no le recomienda a Mason.

Así que ni corta ni perezosa Harley decide pedir ayuda a unos pocos amigos para ir a rescatar a Mason. Lo que no esperaba encontrarse o al menos no tan de cerca es a su Ex, a su anteriormente querido Sr. J. Y es que este ha resultado ser el vecino de celda de Mason, quien le ha emponzoñado el cerebro con imágenes de una antigua Harley.

Pero eso nuestra protagonista sí que no lo permitirá, una cosa es que el Joker le destrozara su vida entonces y otra es que lo haga ahora, así que manteniéndose en su línea de locuras entrará en su celda y se pegarán de tortas, demostrándole al payaso que ahora es ella la que manda en su vida. Tras la dura pelea Mason y Harley se escaparán de Arkham y aunque sea por separado, Mason podrá volver a tener una vida lejos de los criminales.

Crítica:
Harley Quinn: La Última Carcajada del JokerUno de los detalles que más llama la atención en este volumen es el tono tan oscuro que adquiere de golpe y porrazo el cómic de Harley. Sí, es cierto, no es que hayamos estado nunca ante un volumen de My Little pony, pero la sutileza que solía tener Harley en esta primera parte la pierde. En concreto estamos hablando de la tendencia renovada que tiene nuestra protagonista para atacar herir e incluso matar a aquellos que se crucen en su camino. 

Personalmente no me parece algo malo, últimamente estábamos acostumbrados a ver como los guionistas alababan el lado más humano y heroico de Harley, pero no podemos olvidar que ella sigue siendo una loca, villana durante una buena temporada y miembro del suicide squad, así que ya me parece bien que los escritores Amanda Conner y Palmiotti la hagan caminar sobre la cuerda floja gracias a esa desconexión mental que tiene entre lo que es bueno y lo que es malo.

Pero es en la segunda parte de este cómic donde Conner y Palmiotti ponen toda la carne en el asador prometiendo grandes escenas y debates, entre ellos el de los homosexuales.

Harley Quinn: La Última Carcajada del Joker
Mucho se ha hablado sobre la orientación sexual de Harley, sobre si estaba de pareja con hiedra o no, quedando más o menos aclarada la cosa cuando los mismos guionistas admitieron que estas dos mujeres no eran una pareja de hecho, pero que sí que tenían una relación abierta. Ahora nos encontramos con que Harley también tiene sentimientos por Mason así que, ¿cómo están las cosas?

Mi opinión al respecto es sencilla, igual que Harley camina entre el bien y el mal también le sucede en el terreno amoroso. Lo de querer solamente a una persona no es algo que esté en su cabeza, para ella el amor es todo lo libre que pueda ser, y más tras las dramáticas experiencias ocurridas con el Joker. Así que no, Harley no es gay, simplemente disfruta con sus relaciones, a las que no se siente atada, porque no considera que este tipo de amor venga con ataduras. Una idea que personalmente me parece maravillosa y que me alegra enormemente que Conner y Palmiotti hayan profundizado.

Harley Quinn: La Última Carcajada del Joker

Arte:
Harley Quinn: La Última Carcajada del Joker
Chad Hardin regresa con las pilas cargadas en este volumen. Su Harley vuelve con ese estilo más caricaturesco, con redondeces más pronunciadas, pero sin ser una bomba sexual.

Si bien es cierto que algunas de sus escenas parecen tambalearse con posturas un poco extrañas, todo el cómic está hecho maravillosamente y de él me quedo con escenas memorables como la de los periquitos en el cañón del arma.

Pero no podemos olvidarnos que suyas son las páginas en las que sale Mason y sus agresiones en la cárcel, las cuales ha sabido plasmar perfectamente sin entrar en macabros detalles visuales. Todo un acierto en este tema la verdad.

Conclusión:
En definitiva, el regreso de Harley a su historia regular ha sido muy sonado, ya sea para lo bueno como para lo malo. Con este volumen Amanda Conner y Jimmy Palmiotti nos vuelven a recordar que estamos leyendo un cómic donde la protagonista es una loca por mucho que sus intenciones sean de lo más heroicas.
Porque si, Harley está loca, trabajó en el Suicide Squad, fue la novia del Joker y una reputada psicóloga, pero ante todo es una nueva Harley, una con la que nos desternillamos de risa en cada número.

Uno de los mejores cómics de mujeres que hay en el mercado, con un personaje fuerte, divertido, loco y seguro de sí mismo. ¿Qué más se puede pedir?

Harley Quinn: La Última Carcajada del Joker
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...